Nuevo consumerismo

Todos -de una manera u otra- sabemos que requerimos un nuevo tipo de consumerismo.  La pregunta es ¿cuál?

consumerismo tiene que ver con la soberanía del consumidor respecto a la de la oferta; también con consumir teniendo en cuenta la historia de los productos y las repercusiones ambientales y sociales de ese consumo.  

De lado de la demanda necesitamos ser consumidores conscientes -dónde la ecuación es:  menos es más-.  Y del lado de la oferta necesitamos productos y servicios más éticos, más sostenibles, más locales, más sanos y más justos (y si,  hablo del fair trade).

Screen Shot 2016-07-11 at 6.54.22 AM

Esto es una lección que la mayoría de startups ya aprendió.  Desde TOMS o TESLA hasta los 139 casos de microempresarios y 221 casos de PYMEs inscritos en los PREMIOS LATINOAMERICA VERDE.

Pero, ¿qué pasa con las grandes empresas? Hay 165 participantes en los Premios que se identificaron como gran empresa al definir su estructura legal… y hacen algo por al planeta y la gente.

Decir que todas las empresas grandes generan daños ambientales,  sociales, o de salud, es una equivocada simplificación de las acciones de marcas globales.

Por cierto, no estamos defendiendo la tesis que sostiene que grandes empresas son dañinas y que los emprendimientos son la solución.

De hecho, alguna vez escuché a Gustavo Manrique -presidente de los Premios- decir que las grandes empresas deben ser parte de la solución para lograr una oferta más ética, sostenible, socio-ambientalmente responsable.

Imaginen el alcance, presupuesto, equipo humano, que tienen marcas globales.  Coca Cola, por ejemplo, emplea más de +700.000 personas en +200 países… Imaginen todo esto,  ¿al servicio de causas positivas?  Pero realmente, de verdad… no como aquella empresa tabacalera que patrocinó con poco más de $ 2 millones una causa en contra de la violencia femenina circa 2014. Y luego invirtió poco más de $ 100 millones en la comunicación de la inversión social de dos millones.

Por cierto, y usted, amable lector, ¿puede ayudar?

Claro que puede.

Usted debe ser -del lado de la demanda- el motivador que impulsa el nuevo consumerismo.  Por cierto, el EDELMAN TRUST BAROMETER del 2016 revela que 8 de cada 10 personas dicen que es responsabilidad de los negocios liderar la solución de los problema sociales.

¿Utopía?

En Estados Unidos CVS Pharmacy -con más de 9.400 farmacias- está comprometida con crear la primera generación libre de nicotina en ese país.  Desde octubre de 2014 ya no venden productos con nicotina, sacrificando un ingreso de +2 mil millones de dólares.

Volvo se ha comprometido que al 2020 nadie morirá en sus vehículos, lo que es una importante apuesta en seguridad.  ¿Dónde está lo curioso? Esta marca de autos diseñó los cinturones de seguridad de 3 puntos de ajuste y se negó a patentar y compartir su tecnología (que pudo salvar millones de vidas); y ahora con Connected Safety busca compartir su conocimiento para reducir accidentes.

Un ejemplo más:  el  Lifebuoy Handwashing Behaviour Change Program de Unilever.   Paul Polman, el CEO de Unilever ha dicho que busca -como modelo- un capitalismo sostenible y equitativo.

“What I want is a sustainable and equitable capitalism. Why can’t we have that as a model?”

En definitiva, el camino hacia nuevos negocios sostenibles tendrá obstáculos pero es el camino a seguir.  O como sostiene José Javier Guarderas -gerente general de Sambito- “tener 365 días doblemente verdes es cuestión de supervivencia”.

181 casos de 15 países

Saber más


De pequeñas victorias nacen grandes héroes

Saber más